con-benedicto
Estábamos abuelos y nietos en primera fila, con nuestras viseras rojas caladas hasta las cejas. Se nos acerca Benedicto XVI, nos reconoce a distancia y nos saluda: “verbiti”, mientras mueve la mano ocultándonos su rostro. Por ello tal foto está en segundo plano. Pero mirad la segunda foto: la entereza de nuestro Papa que el lunes cumplió los 85; ¡y algunos que andamos en los 66 y estamos aquí en Roma en un curso de aggiornamento para los de Tercer Edad! En este mes más tres semanas que supone el curso (lo concluimos pasado mañana) nos han motivado para vivir “dando fruto” una decena larga de profesores y profesoras. Pues confieso que ha sido el Papa el que ha culminado el bienhacer de todos. Y no es un cumplido al cumpleañero. Vale. Y queda aquí la constancia gráfica gracias a su invitación personal a estar en primera fila. ¡Qué miércoles!

Would you like to…?

Use the Divi Builder…

to design your pop-up!

Donec rutrum congue leo eget malesuada. Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta. Curabitur aliquet quam id dui posuere blandit. Proin eget tortor risus.